Y volver…

Y volver… y que aquellas puñaladas amargas dejen tan sólo el polvo de su rastro que acabaría por llevarse el viento… nuestros suspiros de emoción, el amor hecho sonido, vibraciones sin sentido que brotan de la nada… Así se volverá a oír el silencio donde nuestras almas se vuelvan a encontrar…

Y volver a instalarme en tu pecho desnudo, y ver tus manos agarrar un brazo que a su vez te rodea. Sentir que ni un huracán me arrebataría de tu lado. Mi respiración al ritmo de mis latidos. Mi corazón a la velocidad de la sangre que me da la vida, mis deseos atravesando el universo para irte a buscar…

Y volver a encontrar tu sonrisa al llegar a casa… y olvidar mis temores y sinsabores al cruzarnos miradas. Reír sin parar, sin necesitar ni un motivo, porque los tenemos todos. Estar contigo aunque no estés, ser tú, ser yo, y volver a ser UNO.

 

«Pase lo que pase, 2006»

4 comentarios de “Y volver…”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *